El desarrollo de las piezas (Nimzowitsch: Mi Sistema)

El desarrollo de las piezas

El desarrollo de las piezas es situarlas en las mejores posiciones para que todas ellas colaboren en el objetivo común de atacar al rival y defenderse de sus ataques.

Desarrollar una o dos piezas no es suficiente. Hace falta la colaboración de todas las fuerzas para presentar una batalla eficaz y poder lanzar un ataque con garantías.

La movilización de las piezas hasta el límite

Igual que al comienzo de una guerra, ambos ejércitos tratan de aproximarse al límite o frontera con la mayor rapidez. El desarrollo de las piezas es un concepto global, que incluye a todas las piezas. La intención es penetrar en territorio enemigo en cuanto sea posible.

Los movimientos de peones no son desarrollo

Los movimientos de peones no son desarrollo, pero son jugadas auxiliares al mismo. Si fuera posible desarrollar las piezas sin mover los peones, sería el ideal de los movimientos de desarrollo.

No obstante, aunque los peones son unidades con un poder ofensivo pequeño, una formación que prescinda del avance de peones sería irrealizable, porque el centro de los peones enemigos rechazaría a nuestras piezas desarrolladas. Por este motivo es importante organizar un centro de peones que proporcione seguridad a las piezas.

El fracaso de un desarrollo de las piezas sin el apoyo de peones queda ilustrado con los siguientes movimientos:

Otro ejemplo es el siguiente:

En consonancia con la regla, las jugadas de peones en el desarrollo sólo se deben hacer cuando tienden a ocupar el centro o están en relación lógica con su ocupación, como una jugada que protege el propio centro o que ataca el centro enemigo.

Si de acuerdo a esto sólo deben ser permitidas las jugadas de peones que se ajusten a la regla, las tan vulgarizadas jugadas de peones en los flancos significarían sólo pérdidas de tiempo, como efectivamente resulta. En las disposiciones de partidas cerradas la regla también es válida, pero en este caso es de influencia más reducida, porque el contacto con el enemigo es menor y el desarrollo más lento.

Resumiendo, diremos que en el juego abierto la velocidad del desarrollo de las piezas es primordial, y por eso toda pieza debe ser desarrollada en una sola jugada. Cualquier jugada de peón, que no tienda a Ia formación del centro, o lo apoye, o ataque el centro enemigo, debe ser considerada como pérdida de tiempo, por lo cual no debe haber en la apertura más de una o dos jugadas de peones, como ya acertadamente lo hizo notar Lasker.

El objetivo ideal de la ventaja en el desarrollo de las piezas

Si tengo que disputar con alguien una carrera, debo saber que no es oportuno perder en ella parte del tiempo sonándome las narices, sin que por ello pretenda criticar el acto en sí. Pero si yo pudiera instigar a mi rival a hacerlo, él perdería tiempo y yo obtendría una ventaja en la carrera. Los movimientos repetidos con una misma pieza pueden compararse con esa acción.

Pese a la brevedad del juego anterior, contiene una maniobra que podemos calificar de compleja. ¿Qué persigue la jugada 2. exd5? La respuesta es: atraer a la dama a una casilla comprometedora. Esta es la primera parte de la maniobra. La segunda parte es aprovechar la posición en la que quedó la dama y ganar un tiempo atacándola con 3. Cc3. Esta maniobra compleja es de enorme valor para el principiante.

El cambio con la consiguiente ganancia de tiempo

El principiante se puede preguntar: ¿Por qué vuelven a tomar las negras? A lo cual se puede responder que algunos comerciantes avispados muestran en el ajedrez una asombrosa nobleza de espíritu y… no vuelven a tomar. Pero el maestro de ajedrez sabe que existe una obligación ineludible de retomar, porque si no el equilibrio de material queda alterado. De esto se deduce que cuando surge una obligación de capturar se demora el desarrollo, salvo el caso en que con la captura se complementa el mismo.

Otro ejemplo:

Cuando un granjero pierde sus lechones a causa de una peste, no sólo lamenta la pérdida de ellos, si no también el forraje consumido.

Postergando la maniobra de cambio para ganar tiempo

El posible «intermezzo» en la maniobra de cambio y ganancia de tiempo es accidental a la maniobra en sí.

La liquidación, el desarrollo posterior y la liberación resultante

Cuando un comerciante se apercibe de que su negocio va mal, hará bien en liquidarlo y empezar con los medios que le restan otro negocio que prometa. Lamentablemente hay también otra táctica: el comerciante pide prestado en un lado para pagar en otro, y así tantas veces hasta que ya no paga en ninguna parte, lo cual no es muy correcto. Llevando esto al ajedrez, opino que si un desarrollo se ve amenazado es imprescindible una cura radical y no concretarse a paliativos que a nada conducen.

Veamos esto en un ejemplo:

Otros ejemplos los podemos buscar en la conocida variante italiana «Giuoco Piano»:

Como hemos visto, el cambio bien empleado constituye una excelente arma y es la base de las maniobras típicas que acabamos de analizar:

  1. cambio seguido de ganancia de tiempo
  2. liquidación, desarrollo y liberación

Como moraleja queda que durante el desarrollo solamente se debe cambiar en los casos citados. Hay que prevenirse de no cambiar a ciegas, puesto que esta operación cuando se hace entre una pieza que ha realizado varias movidas y otra que el enemigo no ha movido, es un error de principiante.

Ahora veamos un ejemplo de cambio sin motivo:

Pildoras de Mi Sistema (Aron Nimzowitsch):

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Deja un comentario