Bolígrafos Fisher Space Pen

En 1965 Fisher patentó la tecnología de los bolígrafos Fisher Space Pen.

Cuenta la leyenda que la NASA había invertido millones de dólares en crear un bolígrafo que pudiese escribir en el espacio, mientras que la URSS tomó la simple decisión de utilizar lápices.

bolígrafos Fisher Space Pen

La realidad es que durante las primeras misiones espaciales, tanto rusos como americanos, utilizaron lápices.

El peligro de los lápices en el espacio

El polvo de grafito, así como posibles puntas de lápiz rotas, ponían en riesgo la electrónica de los equipos en la ingravidez del espacio, además de que la madera de los lápices es inflamable.

Ante estos problemas, los astronautas rusos pasaron a utilizar lápices de grasa sobre tablillas de plástico.

En 1965, la NASA contempló la utilización de portaminas, que evitarían el riesgo de la madera, pero no solucionaba el polvo de grafito ni las roturas de las picas en la escritura.

NASA
Vista de la Tierra desde la ISS

El invento de Paul Fisher

Fisher inventó la solución de forma independiente, sin ninguna financiación del gobierno de los EE.UU. Fue así cómo el bolígrafo tuvo su entrada en la carrera espacial.

En 1965 solicitó a la NASA que probase su bolígrafo. En 1967 tras exhaustivas pruebas, la NASA decidió emplear los bolígrafos Fisher Space Pen en las futuras misiones Apolo. Para ello, realizaron una compra de unos 400 bolígrafos de Fisher a un precio de 6 dólares la unidad.

Por su parte, los soviéticos en 1969, también compraron 100 bolígrafos Fisher y 1000 cartuchos de tinta para su utilización en las misiones Soyuz, sustituyendo así las herramientas de lápices de grasa que se convirtieron en productos obsoletos.

La tecnología del bolígrafo Fisher Space Pen

Los bolígrafos habituales funcionan gracias a la gravedad, que hace que la tinta «caiga» sobre la bola de su punta, haciendo que fluya constantemente para poder realizar trazos continuos.

El cartucho de recarga de los bolígrafos Fisher Space Pen está presurizado. Así, la tinta fluye continuamente hacia la bola de carburo de tungsteno, permitiendo al usuario escribir en cualquier ángulo, incluso del revés.

Una nueva tinta viscoelástica, desarrollada expresamente para los cartuchos de este bolígrafo, permite que escriba sin problemas y de forma fiable en papel y en casi todas las superficies, incluso bajo el agua.

El Fisher Space Pen es un producto que puede escribir a temperaturas extremas, que van desde 35º C bajo cero hasta 120º C. Se estima que el bolígrafo tiene una vida útil de 100 años.

Un regalo original

Los modelos de este especial bolígrafo de la marca americana Fisher Space Pen es un regalo original que se puede comprar en distintos colores: cromado, dorado, negro, rojo, azul, de metal, en oro o plateado.

Artículos relacionados:

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 7

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Última actualización el 2021-12-03 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados